Sobre Griegos y Romanos


Impresiones, críticas y recensiones de novelas históricas, documentales y películas sobre las antiguas Grecia y Roma

Santiago Posteguillo, Las Legiones Malditas


Si hace poco os comentábamos la primera novela de la trilogía de Santiago Posteguillo sobre Publio Cornelio Escipión y la segunda Guerra Púnica, con el título de Africanus, el hijo del cónsul, hoy os traemos nuestras impresiones sobre la segunda, Las Legiones Malditas.
Sin duda, lo primero que debemos decir es que aquí no vale el dicho de que "segundas partes nunca fueron buenas", sino todo lo contrario. Si la novela podía perder fuerza al eliminarse el factor sorpresa de la concepción de la obra, del estilo, de la perspectiva narrativa, de los cambios de acción, de la confrontación entre romanos y cartagineses, entre Escipión y Aníbal, entre Escipión y Fabio Máximo, entre patricios y plebeyos (como Plauto), ahora todo ello, que continúa en la segunda entrega, se ve mejorado por una acción trepidante, por unas intrigas con espías, una intensidad de la narración y un nuevo escenario.
En Las Legiones Malditas Escipión pasa a ser e gran protagonista de la trilogía, quitando peso en la narración a Aníbal y a los cartagineses, si bien adquieren relevancia personajes secundarios en la primera entrega como Masinisa, Giscón, Asdrúbal, Magón o Sífax en el bando cartaginés y los tribunos y demás subcomandantes de las legiones romanas, como por ejemplo Cayo Valerio; lo mismo ocurre en los personajes femeninos, donde Emilia, la esposa de Escipión será sustituida en la trama por Netikerty, la esclava de Lelio, el segundo al mando de las legiones romanas y más íntimo amigo de Escipión, y Sofonisba, hija del cartaginés Giscón y esposa de Sífax primero y de Masinisa después.
El personaje de Escipión va a ser dibujado desde una perspectiva más humana que la de un simple militar y su alma se debate entre sus convicciones militares, sociales y familiares y las dudas humanas ante lo nuevo y las grandes empresas. La novela se encamina hacia el clímax de la batalla de Zama y de victoria y supremacía de Escipión sobre Aníbal, sobre los cartagineses y sobre los demás senadores y cónsules romanos.
El relato de la batalla, extenso, resulta dramático, angustioso, vívido, pero al mismo tiempo ágil. También la visión de las intrigas políticas en Roma, con Fabio Máximo y Catón enfrentados a la visión de Escipión alcanzan grandes cotas narrativas.
La novela se completa con grandes dosis de "didactismo", por cuanto Posteguillo se detiene a contarnos aspectos de la vida cotidiana, sobre todo romana, y hacernos entender el contexto militar, social, político y cultural de Roma.
Como pequeño pero, tras la narración de la batalla, en las últimas páginas se desinflan los acontecimientos, aunque creemos que, sin duda, es para prepararlos para la tercera entrega, La Traición de Roma, que este próximo Octubre sale al mercado.
Sobre Santiago Posteguillo ya expusimos una breve biografía en la entrada de la primera entrega.


0 comentarios: