Sobre Griegos y Romanos


Impresiones, críticas y recensiones de novelas históricas, documentales y películas sobre las antiguas Grecia y Roma

Simon Scarrow, El Águila del Imperio

Hace poco os hablábamos del segundo libro de esta colección de novelas de recreacón histórica sobre la conquista de Britania por parte de los romanos (Roma Vincit!).  Pues bien, nuestra última lectura ha sido el libro primero de las aventuras del optio Quinto Licinio Cato, El Águila del Imperio, de Simon Scarrow, publicada en 2000 con el título original de Under the Eagle.  
El inicio de la saga se estructura básicamente en una línea histórica general: la conquista de Britania por parte de los romanos, donde desde un principio aparecen dos personajes importantes, el legado Vespasiano y el tribuno Vitelio, ambos en el ejército romano de época del emperador Claudio.  Esta trama conjuga las ambiciones de Roma como imperio, pero también las ambiciones personales para conseguir un nombre y un status dentro de ese ejército y de esa Roma; así, junto a los dos militares, habría que nombrar a personajes involucrados en los tejemanejes políticos como Flavia -esposa de Vespasiano-, Narciso -liberto mano derecha del emperador Claudio-. 
Dentro de estos líos políticos, traiciones y lealtades, un hecho resultará primordial para la trabazón de la acción: el ejército romano leal a  Claudio tiene que recuperar un arcón lleno de oro que Julio César tuvo que abandonar en unas marismas en su fracasado intento de conquistar Britania. Este oro significa poder y la llave del poder en Roma.
Por otro lado, está la trama de la vida cotidiana, la de los soldados de las legiones, encarnada por el personaje central de la saga, Quinto Licinio Cato, optio de una centuria en la segunda legión, y su superior inmediato, el centurión Macro. La vida militar del joven y sus escarceos amorosos, todo ello fuera de su ambiente natural, pues fue criado en el palacio imperial, suponen la primera etapa de las aventuras de Cato: su instrucción militar, sus sufrimientos, su racionalidad y su sensatez se mezclan para perfilar la nueva realidad del joven optio.
Aunque la novela tiene un fin, de un modo cinematográfico, deja abierta las puertas a la continaución en otras obrar, por cuanto ni la trama de la conquista ni la de la vida del joven avanzan mucho en esta primera entrega.
En el mismo sentido de lo que ya comentamos, el ritmo es trepidante, los diálogos, ágiles, las tramas están bien conseguidas, el conocimiento del mundo romano en general y el militar en particular son excelentes.  Scarrow ha conseguido conjugar en esta serie la novela de aventuras, la novela juvenil, la novela histórica y la novela de espías con un resultado muy fresco y entretenido, sobre todo para lecturas de verano y lecturas sin grandes pretensiones sesudas e intelecturales.
Sobre Simon Scarrow puedes leer lo que ya dicho en entradas previas de este blog, en su web o en wikipedia.

0 comentarios: